Qué tan peligrosos son los cambios de temperatura corporales

Qué tan peligrosos son los cambios de temperatura corporales

Muchas circunstancias pueden provocar cambios de temperatura corporales y aunque no todas son peligrosas, algunas lo son. Por ello, es importante conocer cómo algunas de estas circunstancias, como el estrés, la mala alimentación, el ejercicio físico o el clima afectan nuestra temperatura corporal aumentándola.

Y es que, el cuerpo humano es capaz de producir energía y calor, que se generan de diferentes maneras, inclusive cuando estamos tranquilos. En este caso, el metabolismo basal es el que produce la energía necesaria para que el organismo mantenga las funciones vitales cuando estamos en reposo.

Temperatura Corporal normal

De acuerdo con la medicina, la temperatura corporal normal está ubicada entre 35 y 37 °C.

Por lo que, un estado febril es cuando la temperatura corporal se encuentra entre 37,1 y 37,9°C, dado que a partir de 38°C se considera hipertermia o fiebre.

Aunque existan cambios en la temperatura ambiental, si nuestro cuerpo está funcionando correctamente, siempre logra mantener estable la temperatura corporal normal. Para lograr esta estabilidad, el cuerpo se reajusta para ganar o perder calor, según lo que sea necesario.

Mecanismos para manejar los Cambios de Temperatura Corporales

El cuerpo humano es una máquina capaz de alcanzar el equilibrio mediante un proceso de autorregulación, conocido como homeostasis.

Entonces, si el cuerpo es sometido a situaciones en las que gana o pierde calor, utiliza varios mecanismos para lograr su estabilidad nuevamente:

  • Transfiriendo el calor mediante el contacto físico directo, llamado mecanismo de conducción de calor.
  • Transfiriendo el calor corporal gracias el movimiento del aire o del agua cuando está en contacto con el cuerpo, denominado mecanismo de convección.
  • Irradiando la energía calorífica corporal al aire del ambiente, llamado radiación.
  • Convirtiendo el sudor en vapor, conocido como mecanismo de evaporación del calor.

Todos estos mecanismos, son parte de las tareas del proceso de homeostasis del cuerpo.

Qué tan peligroso son los cambios de temperatura corporales

Factores que originan cambios de temperatura corporales

Los principales factores que originan cambios de temperatura corporales, incluso en condiciones normales, son los siguientes:

Ejercicio físico

El ejercicio físico acelera el metabolismo e incrementa la producción de energía y calor, sin importar el tipo de ejercicio que practiques.

Estos incrementos, usualmente, se traducen en aumentos en la temperatura corporal, por lo que, es importante tener sumo cuidado cuando ejercitas en ambientes calurosos.

Exposición a altas temperaturas ambientales

Cuando estamos expuestos a altas temperaturas ambientales, el cuerpo incrementa el volumen de la sangre en los capilares de la piel, para sudar y evaporar el calor.

El agua que se pierde por sudar, si no se recupera, disminuye el volumen plasmático aumentando la viscosidad de la sangre, lo que aumenta el latido cardíaco.

Todo esto, va debilitando la función cardíaca y no permite que el cuerpo irradie o evapore el calor, lo que obviamente ocasiona, un aumento en la temperatura corporal.

En conclusión

Esta dificultad de autorregular la temperatura corporal somete al cuerpo a situaciones que ponen en peligro la salud, como agotamiento, calambres, fatiga por calor o insolación, entre otras.

Peligros de los Cambios de Temperatura Corporales

Los peligros de los cambios de temperatura corporales están relacionados con la aparición de algunos de estos dos procesos:

Deshidratación

La deshidratación es la pérdida excesiva de agua y electrólitos en el cuerpo y se produce cuando suspendemos el aporte de los líquidos requeridos para el mantenimiento del equilibrio hídrico.

El agua y los electrólitos son necesarios para compensar la pérdida de líquidos, los cuales son requeridos para alcanzar la temperatura corporal normal.

Es imprescindible resaltar que, la deshidratación puede originarse por calor, actividad física excesiva, consumo insuficiente de líquidos o efectos secundarios de enfermedades o medicamentos.

Hipertermia

La hipertermia es el aumento excesivo de la temperatura corporal y puede ocasionar fatiga, mareos, calambres y agotamiento.

Este aumento acontece cuando la temperatura corporal llega a niveles mayores a los normales y nuestro sistema de autorregulación no logra revertir esa situación.

Si el cuerpo no es capaz de enfriarse solo, entonces esta condición puede llegar a ser mortal, si no es tratada.

En conclusión

Tanto la deshidratación como la hipertermia pueden ser peligrosas y ocasionar la muerte, si no son controladas a tiempo, utilizando todos los mecanismos para manejar los cambios de temperatura corporales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: